fbpx
miércoles, febrero 8, 2023
InicionewsLa Vía Láctea es demasiado grande para su 'pared cosmológica'

La Vía Láctea es demasiado grande para su ‘pared cosmológica’

Por lo general, las galaxias tienden a ser significativamente más pequeñas que este llamado muro. Se encuentra que la Vía Láctea es sorprendentemente masiva en comparación con su pared cosmológica, una rara ocurrencia cósmica.

Anuncios

¿Es especial la Vía Láctea o, al menos, se encuentra en un lugar especial del universo? Un equipo internacional de astrónomos descubrió que la respuesta a esa pregunta es sí, de una manera que no se había apreciado anteriormente. Un nuevo estudio muestra que la Vía Láctea es demasiado grande para su «muro cosmológico», algo que aún no se ha visto en otras galaxias. La nueva investigación se publica en Monthly Notices of the Royal Astronomical Society.

Una pared cosmológica es una disposición aplanada de galaxias que se encuentran rodeando a otras galaxias, caracterizada por regiones particularmente vacías llamadas «vacíos» a cada lado de la misma. Estos vacíos parecen aplastar las galaxias en una forma similar a un panqueque para hacer el arreglo aplanado. Este entorno de pared, en este caso llamado Hoja Local, influye en cómo la Vía Láctea y las galaxias cercanas giran alrededor de sus ejes, de una manera más organizada que si estuviéramos en un lugar aleatorio del universo, sin pared.

Una galaxia análoga a la Vía Láctea solitaria, demasiado masiva para su pared. La imagen de fondo muestra la distribución de la materia oscura (verde y azul) y las galaxias (aquí vistas como pequeños puntos amarillos) en una fina porción del volumen cúbico en el que esperamos encontrar una de esas raras galaxias masivas. Crédito: Imágenes: Miguel A. Aragón-Calvo. Datos de simulación: proyecto Illustris TNG
Anuncios

Por lo general, las galaxias tienden a ser significativamente más pequeñas que este llamado muro. Se encuentra que la Vía Láctea es sorprendentemente masiva en comparación con su pared cosmológica, una rara ocurrencia cósmica.

Los nuevos hallazgos se basan en una simulación por computadora de última generación, parte del proyecto IllustrisTNG. El equipo simuló un volumen del universo de casi mil millones de años luz que contiene millones de galaxias. Solo un puñado, aproximadamente una millonésima parte de todas las galaxias en la simulación, eran tan «especiales» como la Vía Láctea, es decir, ambas incrustadas en una pared cosmológica como la Hoja Local y tan masivas como nuestra galaxia natal.

Según el equipo, puede ser necesario tener en cuenta el entorno especial alrededor de la Vía Láctea cuando se ejecutan simulaciones, para evitar el llamado «sesgo copernicano» al hacer inferencias científicas de las galaxias que nos rodean. Este sesgo, que describe la eliminación sucesiva de nuestro estatus especial en los casi 500 años desde que Copérnico degradó a la Tierra de ser el centro del cosmos, vendría de suponer que residimos en un lugar completamente promedio en el universo. Para simular observaciones, los astrónomos a veces asumen que cualquier punto en una simulación como IllustrisTNG es tan bueno como cualquier otro, pero los hallazgos del equipo indican que puede ser importante usar ubicaciones precisas para realizar tales mediciones.

«Entonces, la Vía Láctea es, en cierto modo, especial», dijo el líder de investigación Miguel Aragón. «La Tierra es muy obviamente especial, el único hogar de la vida que conocemos. Pero no es el centro del universo, ni siquiera del sistema solar. Y el sol es solo una estrella ordinaria entre miles de millones en la Vía Láctea. Incluso nuestra galaxia parecía ser simplemente otra galaxia espiral entre miles de millones de otras en el universo observable».

«La Vía Láctea no tiene una masa o tipo particularmente especial. Hay muchas galaxias espirales que se parecen más o menos», dijo Joe Silk, otro de los investigadores. «Pero es raro si se tiene en cuenta su entorno. Si pudieras ver fácilmente en el cielo la docena más cercana de galaxias grandes, verías que casi todas se encuentran en un anillo, incrustado en la hoja local. Eso es un poco un poco especial en sí mismo. Lo que descubrimos recientemente es que otras paredes de galaxias en el universo, como la Hoja Local, muy rara vez parecen tener una galaxia dentro de ellas que sea tan masiva como la Vía Láctea».

Anuncios

«Es posible que tengas que viajar 500 millones de años luz desde la Vía Láctea, pasando por muchas, muchas galaxias, para encontrar otro muro cosmológico con una galaxia como la nuestra», dijo Aragón. Y agrega: «Eso está un par de cientos de veces más lejos que la gran galaxia más cercana que nos rodea, Andrómeda».

«Sin embargo, hay que tener cuidado al elegir propiedades que califiquen como ‘especiales'», dijo Neyrinck, otro miembro del equipo. «Si agregáramos una condición ridículamente restrictiva en una galaxia, como que debe contener el artículo que escribimos sobre esto, ciertamente seríamos la única galaxia en el universo observable así. Pero creemos que es ‘demasiado grande para su pared’ la propiedad es físicamente significativa y lo suficientemente relevante desde el punto de vista de la observación como para llamarla realmente especial».

Con información de Phys.org

Skycr_editor
Skycr_editorhttps://hdavila.com/
Homer Dávila. Máster en geología. Miembro de la International Meteor Organization. Astronomía, radioastronomía, cosmología y ciencia planetaria.
Artículos relacionados

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Únete a Cosmos Aquí

- Advertisment -spot_img

Más populares

Más recientes

×

Síguenos en Facebook

A %d blogueros les gusta esto: